La Asociatividad Sí Funciona.

Escrito por Martha Lucia Ruiz.

La Asociatividad de campesinos desde hace 12 años, se conoce como Alianzas Productivas proyecto liderado por el MADR que concentra cerca de 58.000 familias de pequeños productores del sector rural, el cual ha logrado consolidar agronegocios por el orden de un billón de pesos, impactando positivamente cerca de 100.000 hectáreas de cultivos en el país.

La Asociatividad de campesinos desde hace 12 años, se conoce como Alianzas Productivas proyecto liderado por el MADR que concentra cerca de 58.000 familias de pequeños productores del sector rural, el cual ha logrado consolidar agronegocios por el orden de un billón de pesos, impactando positivamente cerca de 100.000 hectáreas de cultivos en el país.

 

p1

                                                                                              Foto: Asohofrucol

La Asociatividad de campesinos desde hace 12 años, se conoce como Alianzas Productivas proyecto liderado por el MADR que concentra cerca de 58.000 familias de pequeños productores del sector rural, el cual ha logrado consolidar agronegocios por el orden de un billón de pesos, impactando positivamente cerca de 100.000 hectáreas de cultivos en el país.

Colombianos propietarios de cultivos en predios inferiores a 10 hectáreas se han unido en grupos de mínimo 25 productores para fortalecer sus prácticas agrícolas, principalmente en cuanto a comercialización.

Alianzas Productivas es, para el Ministerio de Agricultura, el programa más exitoso que este sector haya emprendido en la última década porque logró demostrar que sí es posible organizar pequeñas empresas con agricultores en la ‘ruralidad’ colombiana, la Colombia profunda”, aseguró Juan Pablo Diazgranados, viceministro de Desarrollo Rural.

Según el Ministerio de Agricultura, el éxito del programa radica en conectar los dos extremos de la cadena. El del productor con el comercializador, sin necesidad de intermediarios, asegurándoles a los campesinos la compra de sus cosechas.

Sumado a esto, el 92 por ciento de las alianzas que se han constituido a lo largo de la ejecución del proyecto, desde hace un poco más de una década, se mantienen al día de hoy. Lo que, según Diazgranados, demuestra la “fortaleza del programa”.

Tiene cofinanciación, acompañamiento, protocolos muy serios, tasa de cesión muy baja; impacta a la primera base de la cadena, que es el productor pequeño, y tiene asistencia técnica”, enumeró el funcionario como bondades del proyecto.
 

Los productores que deciden asociarse tienen también unas responsabilidades. La más importante es la de generar capacidad de ahorro, que luego es reinvertida en tecnologías y otras herramientas que permitan mejorar su productividad.
 

Este año, el programa llegó a su tercera etapa, luego de que en la primera logró sus primeros resultados y en la segunda, su consolidación.

Para este tercer momento, que coincide con la intención de reformar la ruralidad, el Ministerio de Agricultura le otorgó al programa la asignación presupuestal más alta de toda su historia Se trata de 250.000 millones de pesos, con los que se plantea el reto de consolidar 513 alianzas que beneficiarán a 30.000 familias hasta el fin del mandato del presidente Juan Manuel Santos

fuente:El tiempo.com

Publicado en Noticias

 Imprimir